El blog del descanso

Muchas personas creen que colcha, edredón y nórdico es lo mismo, pero no, estos son diferentes. Es verdad que ambos sirven para lo mismo, taparnos y quitarnos el frío, pero ¿Sabes cuál es la diferencia? Pues hoy te lo vamos a contar para que así, cuando vayas a comprar uno de ellos, compres con conocimiento de causa y no sin saber lo que estás comprando.

Colcha

La colcha, es una pieza textil también conocida como cubrecama o cobertor, y es que normalmente es más un elemento decorativo que se coloca sobre la cama ya hecha. Muchas veces presentan patrones bordados y además diferencias en cuanto al espesor. La colcha no suele ser muy gruesa. Suele usarse sola, con una sábana debajo y está indicada especialmente para temporadas más calurosas como primavera o verano.

Edredón

El edredón es más grueso y más pesado que la colcha y muchas veces podemos encontrarlo acolchado. El relleno puede ser de fibra sintética o plumón, siendo la primera el material menos abrigado. Es una prenda textil indicada especialmente para las temporadas de frío y su relleno no se puede quitar ya que va cosido.

Nórdico

¡Te mueres de frío cuando duermes! El relleno nórdico es la solución más moderna contra ese frío infernal que no te deja dormir. Su relleno puede ser de fibra sintética o de plumón, ambos muy ligeros y que forman una cámara de aire que contiene el calor que desprendemos creando un microclima dentro de la cama. Su gran ventaja es que nos permite incorporarle el relleno, por lo que podemos jugar con los tipos de acolchado y de grosor para obtener la temperatura ideal durante todo el año. Ahora que ya sabes las diferencias entre colcha, edredón y nórdico, te queda elegir cuál de ellos te gusta más para tu dormitorio.

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar análisis de uso y de medición de nuestra web para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí. Saber más. Acepto

TiendaOnline